Patricia Soriano expone en el Munae su visión de la naturaleza humana

0
90

La relación de cercanía, convivencia y semejanza que el ser humano ha mantenido con los animales y su hábitat, así como el deterioro ecológico del planeta y las actuales problemáticas sociales, son tema de reflexión del trabajo de gráfica, pintura y dibujo que por casi cuatro décadas ha realizado la artista Patricia Soriano.

Una retrospectiva acerca de su obra se inauguró este sábado en el Museo Nacional de la Estampa (Munae). En la muestra, Soriano presenta su personal visión sobre la naturaleza humana: una serie de recreaciones fantásticas, atípicas, metamórficas y absurdas, bajo el título Cuerpo diverso animal.

Se trata de una colección de piezas que alude a la diversidad de los cuerpos de todo ser vivo y sus analogías al cuerpo que se distorsiona, fragmenta y mutila, a la diversidad como condición para recrear ambientes de ficción y fantasía animal, explicó Soriano.

Esta muestra reúne más de 100 obras en diferentes técnicas como aguafuerte, aguatinta, punta seca, xilografía y litografía, así como dibujos sobre soportes alternativos y gran formato en los que se utilizó la técnica de carbón, tinta y tiza sobre tela y madera.

Durante el acto de inauguración, Emilio Payán, director del Munae, destacó que la obra gráfica de Soriano tiene enorme potencia expresionista y gestual. Es el resultado, por excelencia, de la estética, de la imagen plástica, es la mezcla entre la fantasía y la vida real. El trabajo de Patricia Soriano sin duda enriquece la historia del arte gráfico nacional. Ella y su obra se encuentran íntimamente conectadas, porque Soriano es lo que graba, y lo que graba en las placas es un estilo genuino, propio de una artista dedicada a esa disciplina durante las últimas casi cuatro décadas.

Emilio Payán, la artista y Jorge Reynoso Pohlenz, durante la inauguración de la exhibición. Foto José Antonio López

Con la curaduría de Jorge Reynoso Pohlenz, la organización de la muestra no es cronológica, sino temática. La selección de obra incluye carpetas, series y polípticos en diversas dimensiones.

La intención, apuntó Reynoso Pohlenz, “es exponer el interés de la artista por integrar versiones de su persona e historia en sus narrativas visuales, su predilección por los escenarios fabulados, la presencia de lo orgánico –particularmente lo animal– integrado alegóricamente con lo humano y la situación reciente de la violencia de género, entre otras temáticas.

También se exhibe gráfica extendida, piezas en formatos y técnicas que rebasan los límites tradicionales y que se acompañan con algunos videos sobre su proceso creativo.

La curaduría incluye piezas de autores como Leopoldo Méndez, Gilberto Aceves Navarro, José Luis Cuevas y Gustavo Monroy, entre otros, las cuales se intercalan entre las obras de Soriano con el fin de establecer un diálogo y la influencia que esos artistas han tenido en el trabajo de Soriano, explicó el curador.

Cuerpo diverso animal, comentó la artista, es la primera retrospectiva de algunos grabados y dibujos. Esta exposición se conforma por distintas etapas temáticas. Desde aquella cuando un ejercicio escolar no era suficiente y había que llevarlo más allá, que tenía que ver con mi cotidianidad, con un México profundo, donde hay muertas, violencia, mutilación, fantasía y sueños. Los trabajos obedecen a etapas diversas a lo largo de casi 40 años”.

Cuerpo diverso animal: Patricia Soriano se puede apreciar en el Museo Nacional de la Estampa (avenida Hidalgo 39, Centro Histórico). Concluye a mediados de marzo de 2024.