Niña de 13 años es víctima de intento de feminicidio al salir de una secundaria en Iztapalapa

0
35

Una niña de 13 años fue apuñalada cuando salía de la secundaria Liceo Emperadores Aztecas ubicada en la alcaldía Iztapalapa; la familia de la joven apunta a uno de sus compañeros y presunto novio como el principal responsable del delito de feminicidio en grado de tentativa.

La noticia corrió durante la tarde del viernes junto a la vinculación a proceso y los detalles que se fueron revelando de Miguel “N”, el presunto asesino de la joven María José y posible feminicida serial a quien ya investigan las autoridades de la Ciudad de México; sin embargo, de acuerdo con información de las autoridades del plantel, la agresión ocurrió durante la tarde del pasado 17 de abril.

“Nos reportaron que uno de los menores había agredido a su compañera con arma blanca y dado que el menor agresor no acudió ese día a la escuela y vestía de civil, los vecinos lo detuvieron y golpearon (…) Ambos están siendo atendidos en sus diferentes procesos”, se lee en un comunicado de la secundaria.

De manera extraoficial se reportó que el agresor llegó a la salida de la escuela de los jóvenes y se dirigió directo a su víctima, una niña de 13 años a quien condujo hasta la parte trasera de un camión; ahí la golpeó y la apuñaló al menos 15 ocasiones en la cabeza, cuello y nuca. Los padres piden que se castigue a su agresor con el delito de tentativa de feminicidio.

Ella terminó con su novio

Marlene e Issac, los padres de la menor atacada, afirmaron que su hija había terminado una relación con el presunto agresor por presentar conductas no sanas y agresivas con ella: “él sin aceptar su decisión decidió intentar terminar con su vida de ella”.

En una historia que se comparte en redes sociales, la hermana de la víctima afirmó que el presunto atacante no se presentó a la escuela en dos días y cuando lo hizo se lanzó directamente contra ella: “Le hizo 15 heridas en la cabeza, nuca y cuello que tuvieron que ser saturadas; tenía una herida en el cuello intentando darle a la yugular (…) Mi hermana pudo morir en manos de un niño de 13 años capaz de matar”.

De acuerdo con los familiares de la pequeña de 13 años, fueron unos vecinos de la alcaldía Iztapalapa quienes acudieron a socorrer a la menor y lograron quitarle a su agresor de encima, sin embargo, ya presentaba heridas de gravedad, por lo que tuvieron que trasladarla a un hospital donde se reporta como “muy grave” de salud.

En la publicación, la hermana de la víctima acusa a la Fiscalía General de Justicia (FGJ) de la Ciudad de México de querer dejar en libertad al agresor.

En entrevista para Foro TV, los familiares de la menor atacada aseguraron que las autoridades de la escuela tenían conocimiento del comportamiento del agresor, de quien indicaron tenía antecedentes de tratamientos psiquiátricos y pidieron que se investigue la responsabilidad de la secundaria por no implementar los protocolos correctos y poner en riesgo a los demás alumnos.

“No es posible que las autoridades hagan caso hasta que ven a alguien muerto o hasta que hacemos ruido. Me duele ver a mi hija como está, para mí los daños son irreversibles, ver como 15 heridas sobre su cabeza, sobre su nuca, sobre su cuello y que está perdiendo todo el cabello y muchas cosas que siento que con el tiempo le van a ir afectando”.

 

Mientras la familia de la niña de 13 años pide a la Fiscalía capitalina no dejar libre al joven que intentó matar a su hija, las autoridades de la Ciudad de México avanzan en la investigación para determinar en posible número de mujeres asesinadas por el presunto feminicida serial de Iztacalco.

*INFOBAE